¡A LOS CUARENTA Y MÁS TE VUELVES SUEÑO, TE VUELVES MAGIA!

A los cuarenta y más…
los sentimientos son más verdaderos,
las sonrisas más honestas,
las miradas ya no son como antes.

Se volvieron menos sonrientes,
¡Ahora brillan más que las estrellas!

A los cuarenta y más…
rompes estereotipos vanos,
destrozas prejuicios estúpidos.

Desnudas la hipocresía,
doblegas a los embusteros
¡Pues no hay más sabio que tu piel marcada,
tus mil historias rotas,
y tus cientos de victorias ganadas!

A los cuarenta y más…
ya no crees en cuentos baratos,
¡Crees más en promiscuas que en decentes!
Ahora tus besos son más apasionados,
más delirantes, más sucios y descarados.

Tus labios ya no son pasajeros,
¡Ahora retiemblan en la piel, ahora te gimen,
te gritan, se mojan, te vuelven poesía!

A los cuarenta y más…
tu cuerpo no es el mismo.
¡Lo han moldeado, batallas y glorias!
Ya no crees en medidas, ni pesos y cuerpos perfectos,
ahora anhelas un alma perfecta, con proporciones
de amores eternos, que siempre luche a tu lado.
¡Y el miedo al fracaso le pela los dientes!

A los cuarenta y más…
ya no estas para dudas y cobardías pendejas,
los riesgos y crisis se vuelven oportunidades.
Prefieres las mentes locas, retorcidas y leales.
Ya no remiendas corazones quebrados
¡Tú los construyes, los moldeas,
les das vida, compartes tu vida!

A los cuarenta y más…
tu corazón ya no es una ganga,
no pides limosna, no suplicas, no imploras.
¡Tú escoges, tú eliges, tú enseñas!
Tu amor no hace feliz a los mediocres sin alma.
¡Tu amor protege, ruboriza, cura, chorrea
desbarata, aniquila en la cama!

¡A los cuarenta y más te vuelves sueño, te vuelves magia!



(Ares Milo)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.