EL AMOR ES BÁSICAMENTE UN ESTADO DEL SER

Lo real no es una relación, sino un estado; uno no está enamorado sino que uno es amor. Cada vez que hable sobre el amor recuerda esto: estoy hablando del estado de amar.

Sí, la relación está perfectamente bien, pero va a ser falsa si no has alcanzado el estado de amar. Entonces la relación no es sólo una pretensión; es una pretensión peligrosa, ya que puede engañarte, puede hacerte sentir que sabes lo que es el amor, y no lo sabes. El amor básicamente es un estado del ser; uno no está enamorado, uno es amor.

Y ese amor no surge por enamorarse de alguien. Ese amor surge yendo hacia adentro, no colapsando sino elevándose, elevándose hacia arriba, por encima de ti. Es una especie de superación. Un ser humano es amor cuando su ser está en silencio; es la canción del silencio.

Un Buda es amor, un Jesús es amor, no enamorado de una persona en particular, sino simplemente amor. Su misma vibración es el amor. No está dirigido a nadie en particular, se extiende en todas las direcciones. Todo aquel que se acerque a un Buda lo sentirá, será bañado por ello, se verá inmerso en ello. Y  también es así de incondicional.

El amor no pone condiciones, no hay peros ni excusas. El amor nunca dice: ‘Cumple con estos requisitos, entonces te amaré’. El amor es como respirar: cuando sucede tú eres simplemente amor. No importa quién se te acerque, el pecador o el santo. Quien quiera que se acerque a ti comienza a sentir la vibración del amor, se regocija. El amor es dar incondicionalmente; pero sólo para aquellos que son capaces de dar lo que tienen.

Una de las cosas más misteriosas acerca del ser humano es que sigue dando cosas que no tiene. Sigues dando amor y no lo tienes en primer lugar y sigues pidiendo amor a otros que tampoco lo tienen, mendigos mendigando a mendigos.

El amor primero tiene que suceder en lo más profundo de tu ser. Es la cualidad de estar solo, felizmente solo, dichosamente solo. Es la cualidad de ser no-mente, de estar en silencio. La conciencia sin contenido es el espacio, el contexto en el cual el amor surge en ti.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.